Autoconsumo con compra colectiva: Avià, nuestro primer caso de éxito

Laura Benitez

Desde nuestros inicios hemos tenido un objetivo claro que va por encima de todo lo demás: conectar a las personas a la energía verde. El autoconsumo es la mejor herramienta para conseguirlo y este año queremos hacerlo a lo grande :)

Que lo nuevo asusta no es ninguna novedad. Y si además tiene mala prensa o si una parte de quienes lo probaron en el pasado tuvieron una mala experiencia por decisiones de terceros… la cosa se complica. El autoconsumo cumple todas estas premisas pero sigue siendo tan necesario como lo ha sido siempre. Teniendo en cuenta todo esto, vamos a poner en marcha varias iniciativas en formato compra colectiva de instalaciones de autoconsumo para que pueblos y ciudades u otros colectivos se conviertan en dueños de su energía, con la confianza que da ir todos a una, además de otras ventajas extra. Hoy explicamos nuestro primer proyecto colectivo, un caso de éxito en el pueblo de Avià.

Funcionamiento y ventajas de la compra colectiva en autoconsumo

En Holaluz siempre hemos creído que solo conseguiremos un mundo 100% verde si somos capaces de “contagiar” las ganas que tenemos de ello, dejando claro que hace tiempo que dejó de ser una opción.

Cuanta más gente lo vea así, más rápido llegaremos a un futuro que esperamos que quede muy cerca. Frente a comentarios como “ahora es imposible hacer frente a la demanda solo con renovables” o “el autoconsumo no se lo puede permitir todo el mundo”, nosotros solo tenemos una cosa que decir: preferimos trabajar para cambiar las cosas y seguir con la transición energética que esperar a que cambien solas de la noche a la mañana.

En agosto de 2017 montamos la primera instalación de autoconsumo compartido de España, 2 meses después de que se anulara su prohibición. Este tipo de autoconsumo consiste en una misma instalación que da servicio a dos o más puntos de suministro. Y meses antes de montar esa instalación, ya habíamos montado varias de autoconsumo individual, encargándonos de todo el proceso, desde el estudio inicial para conocer viabilidad, elementos, producción prevista, costes, amortización en función del consumo, etc hasta el montaje y posterior opción a mantenimiento. Al final, nuestra idea es que el autoconsumo sea el sistema energético estándar en no más de 10 años y que tener placas en casa sea tan normal e imprescindible como tener lavadora.

Si tú también quieres hacerlo posible a nivel particular, empezar es tan sencillo como pedirnos un estudio personalizado (sin coste ni compromiso, por supuestísimo) y sabremos si puedes empezar a producir tu propia energía, dándote todos los detalles antes de empezar:

Quiero un estudio

Aunque cada vez sois más quienes nos pedís estudios para instalaciones de autoconsumo, sabemos que como en todo, los inicios son complicados y lanzarse a según qué en solitario cuesta, pero hacerlo “en equipo” puede facilitar mucho las cosas :)

Y como la información es poder y una de la cosas que más daño ha hecho al autoconsumo ha sido la desinformación, lo primero que hacemos en un proyecto de compra colectiva (después de identificar qué podemos aportar al colectivo) es reunirnos con los potenciales interesados/as e informarles. Les explicamos que producir su propia energía renovable es totalmente legal, lo que implica el montaje de una instalación de autoconsumo, los costes, amortización, etc. Y les detallamos las principales ventajas de ir todos a una junto a Holaluz:

-Nos encargamos de todo, desde gestionar las ayudas a la compra de los equipos que podamos conseguir por parte de los ayuntamientos de cada zona hasta llevar a cabo el estudio de viabilidad, amortización etc, pasando por el montaje y posterior mantenimiento de la instalación de autoconsumo. ¡Más fácil imposible!

– La compra colectiva, con varias personas interesadas en una misma ubicación geográfica, nos permite reducir costes respecto al precio de mercado en la compra de los elementos de la instalación.

-El hecho de que varios habitantes de una misma zona se instalen placas solares en casa aumenta el “efecto llamada” para las poblaciones cercanas. Y cuantas más personas empiecen a producir su propia energía verde, más cerca estaremos que conseguir nuestro objetivo :)

El caso de éxito Avià

Avià es una población de la provincia de Barcelona, con unos 2250 habitantes. Meses antes de iniciar el proyecto, descubrimos que este municipio es pionero en el impulso del autoconsumo como herramienta clave para conseguir un modelo energético descentralizado y renovable.

Este impulso viene dado, entre otras cosas, por una ayuda del ayuntamiento, que ofrece una subvención de 500€ por kW de potencia hasta los 1000€, a la que se le suma un descuento de hasta 1000€ en el IBI.

Sabiendo esto, empezar fue muy sencillo. Hablamos con el ayuntamiento y organizamos dos charlas en el propio pueblo, abiertas a cualquier persona interesada. De allí salieron 30 personas interesadas que nos pidieron un estudio personalizado. Hicimos los estudios con sus correspondientes ofertas económicas, teniendo en cuenta las ayudas y la reducción de costes mediante compra colectiva, que en este caso supuso una rebaja de un 30% respecto al precio de mercado en la compra de los elementos de la instalación.

Fuimos visitando las viviendas y montamos una primera instalación (la de la casa de la foto), organizando una visita del resto de interesados/as durante el proceso, que dura entre uno y dos días, para que lo conocieran de primera mano.

De allí han salido 14 contratos, cuyas instalaciones estamos llevando a cabo desde el pasado noviembre y que tenemos previsto finalizar en marzo de 2019. Y en cuanto se apruebe el nuevo POUM (Plan de Ordenación Urbanística Municipal), podremos poner en marcha una segunda parte de esta compra colectiva en Avià, correspondiente a viviendas del núcleo urbano en las que por normativa no pudimos empezar a montar instalaciones en la primera fase.

Uno de los primeros interesados fueron María y Pere, que pagan unos 100€ de electricidad al mes. Tienen unos 16-20 metros de tejado, en el que instalaremos 12 placas solares con un coste total de 5388€. Gracias a la compra colectiva, la instalación les sale un 39% más barato respecto al precio de mercado. Y además se acogen a la bonificación, por lo que se ahorrarán 2000€.

El proceso completo después de que los vecinos nos pidieran el estudio fue el siguiente:

– Preparamos la oferta y les llamamos para explicarles todos los detalles.

-Visitamos las viviendas para confirmar y completar los detalles técnicos de la propuesta.

– Se firmó el contrato.

– Gestionamos las ayudas y los permisos necesarios.

-Llevamos a cabo la instalación.

Los propietarios de estas instalaciones pasan a ser clientes de Holaluz, con una factura que incluye el coste de potencia contratada y los impuestos habituales (más alquiler del contador si no es de propiedad) pero sin coste de energía en caso de que la instalación produzca toda la que necesita la vivienda. Si no es así, como la instalación estará conectada a la red, Holaluz suplirá la energía que falte, que como la del resto de nuestros clientes será energía de origen 100% renovable, gracias a nuestra representación de productores.

Por otro lado, ofrecemos dos opciones de pago para instalaciones de autoconsumo:

-Fórmula Solar: está pensada para instalaciones con o sin batería para almacenar la energía sobrante que no se use en el momento de ser producida. En este caso se paga el 100% de la instalación al inicio (una vez aplicadas las ayudas si las hay) y desde ese momento, la instalación es totalmente propiedad del cliente. Se puede contratar un servicio de mantenimiento a parte.

En este caso se paga el 100% de la instalación al inicio (una vez aplicadas las ayudas si las hay) y desde ese momento, la instalación es totalmente propiedad del cliente. Se puede contratar un servicio de mantenimiento a parte.

-Fórmula Solar Flexible: consiste en un renting flexible que permite pagar la instalación en cómodas mensualidades hasta en 20 años, durante los cuales la instalación estará en garantía. Además, incluye mantenimiento y gestión de los excedentes de producción. Al no haber inversión inicial, el ahorro se nota desde la primera factura. En este caso no se incluye batería.

Estas son todas las herramientas con las que ya hemos empezado a cambiar el mundo. Si crees en tu ciudad, tu pueblo o tu urbanización sois varias las personas interesadas en tener una instalación de autoconsumo o si perteneces a algún colectivo interesado en el tema, solo tenéis que poneros en contacto con Holaluz, ¡os estamos esperando!

Me interesa una compra colectiva de autoconsumo

¿Qué te ha parecido este artículo?

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
27 votos
Comentarios Nuevo comentario
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre la Protección de Datos

Responsable:CLIDOM ENERGY S.L.
Destinatarios:No serán cedidos a terceros ajenos a los servicios prestados.
Finalidad:Envío de información y/o gestión de los servicios.
Legitimación:Ejecución del contrato y/o consentimiento expreso.
Derechos:Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional:Puede consultar la información addicional detallada sobre Protección de Datos en nuestra web.