Fachadas verdes: buenas, bonitas y eficientes

Laura Benitez

fachadas verdes

Tal cual, parece que estas fachadas lo tienen todo, aunque a simple vista sólo cumplan una función estética. Las fachadas verdes están de moda, por muchas razones y no son pocas las empresas que se dedican a instalarlas y a investigar acerca de sus ventajas. Resulta que las señoras con jardines de concurso que con cariño y paciencia han alfombrado los exteriores de sus casas con enredaderas, son unas visionarias. Vamos a explicarte por qué.

Aislamiento térmico natural

Cuando hablamos de eficiencia energética en edificios casi siempre pensamos en el aislamiento térmico que ofrecen ventanas y puertas, los materiales de las paredes, … Pues bien, en este apartado las plantas deberían ser aliadas igual de importantes en nuestra misión eficiente de dejar el frío fuera en invierno y el calor bien lejos en verano. Esto nos ayuda especialemente a consumir menos en calefacción y aire acondicionado, respectivamente.

Cuando el calor aprieta, una fachada cubierta de plantas proporciona

sombra a las paredes y ayuda a reducir su temperatura máxima. Esto es muy efectivo sobre todo en fachadas orientadas al sur en las que “Lorenzo” obra su magia durante la mayor parte del día o en las orientadas al oesta que tienen sol de tarde.

Con temperaturas bajas,  las plantas ayudar a aislar el edificio del frío exterior gracias a una capa de aire entre ellas y la pared. Cuanto mayor sea la espesura de la capa de plantas, mejor funcionará esta protección. 

Barrera protectora

Las fachadas verdes, además de proteger del frío o el calor, son una efectiva barrera protectora frente a varios agentes externos. Pueden aislar del ruido y reducir la contaminación del aire, ya que las plantas son capaces de atrapar ciertas sustancias contaminantes. Además, al contrario de lo que podríamos creer, este tipo de cubiertas ayudan a proteger las superfícies de los edificios de radiaciones ultravioleta así como de la lluvia o el granizo, como si de un chubasquero natural se tratara.

 Zonas verdes y biodiversidad

Este tipo de ventajas son las que pasan más desapercibidas, a pesar de no ser menos importantes que el resto. Tanto las fachadas como los techos verdes suponen un hábitat urbano para insectos y especies vegetales que les sirve de conexión con otras zonas verdes y que contribuyen a engrosar los “pulmones” de las ciudades (parques, jardins, etc).

A parte de esto y de contribuír a la producción de oxígeno, estas fachadas dan una identidad a las viviendas y a las zonas que las tienen y en muchas ocasiones ayudan a convertir edificios estéticamente “duros” en construcciones mucho más agradables. 

En HolaLuz.com somos muy fans de la arquitectura sostenible, ¿y tú?

 

¿Qué te ha parecido este artículo?

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
9 votos

¿Te interesa empezar a ahorrar en tu factura de luz con energía verde?

Déjanos tu email y te informamos ;-)

Necesitamos tu nombre

Política de privacidad

Necesitamos que aceptes nuestra política de privacidad

¡Gracias por contactar con nosotros!

Algo no ha ido bien. ¿Puedes volver a intentarlo?

Al hacer clic en el botón aceptas la política de privacidad de Holaluz
Comentarios Nuevo comentario
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre la Protección de Datos

Responsable:CLIDOM ENERGY S.L.
Destinatarios:No serán cedidos a terceros ajenos a los servicios prestados.
Finalidad:Envío de información y/o gestión de los servicios.
Legitimación:Ejecución del contrato y/o consentimiento expreso.
Derechos:Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional:Puede consultar la información addicional detallada sobre Protección de Datos en nuestra web.