Lo que el viento generó

aldea-11

Tomamos prestado el nombre de este clásico del séptimo arte para hablaros de una de las energías renovables más utilizadas en nuestro país: la energía eólica. Consiste en algo tan sencillo y complicado a la vez como aprovechar la fuerza del viento para generar electricidad. Es el futuro (y el presente) y existen muchas formas de sacarle partido. Estas son algunas.

El sistema clásico

De estos habrás visto muchos, especialmente en La Mancha, sustituyendo a los que El Quijote confundía con gigantes. Hablamos de los grandes aerogeneradores que se extienden en zonas llanas, despejadas y por lo tanto con tendencia a ser ventosas.

Estas agrupaciones forman parques eólicos en los que el movimiento de las hélices conectadas a turbinas, convierten la energía mecánica en energía eléctrica que se vierte a la red. Aun así, los aerogeneradores pueden trabajar de forma aislada y existen diversos tipos, dependiendo de su potencia, del tipo de generador que tengan instalado, etc.

Esta forma de explotación de la energía eólica, la estandarizada, vive un buen momento (que podría y debería ser mejor), ganando terreno poco a poco a energías no renovables. En 2014 la producción eólica llegó a suponer un 20% de la generación eléctrica total.

Mamá, mamá, ¡Sin hélices!

Pero por suerte todo es mejorable. Un grupo de emprendedores españoles se planteó si sería posible conseguir lo mismo sólo con el poste de estos grandes aparatos. La respuesta parece ser afirmativa, aun eliminando las hélices funcionan, pero si no hay nada que gire, ¿cómo lo hacen?

Muy fácil, han diseñado un poste un poco más ancho de arriba que de abajo que cuya parte superior se balancea con el viento, transmitiendo ese movimiento a una turbina inferior de forma similar al caso anterior.

Lo que se consigue con esto es recortar costes y eliminar ruido y obstáculos para los pájaros, tres de los mayores inconvenientes de estos equipos.  Por el contrario, estos molinos sin aspas producen un 30% menos de energía, aunque es probable que a la larga compense.

La larga y ventosa carretera

No todas las carreteras son igual de largas y ventosas como la de la canción de los Beatles pero este sistema podría funcionar con la mayoría de ellas.

Un  proyecto estadounidense propone instalar aeorgeneradores (algo más pequeños pero similares a los convencionales) en las barreras de las autopistas. De esa forma, además del viento que sople en la zona, se aprovecharía el que generen los coches mientras circulan. Eso es eficiencia y lo demás son tonterías, ¿no te parece?

Como decimos no están todos los que son, parece que el poder viento no tiene límites…¿Conoces algún sistema que no hayamos mencionado? ¿Estás trabajando en ello? ¡Cuéntanoslo!

 

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Google+0Pin on Pinterest0

¿Qué te ha parecido este artículo? ¡Vótalo!

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
0
votos

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.