¡Ola de calor! 5 maneras sostenibles de refrescarte este verano

Te proponemos algunas ideas para combatir las altas temperaturas de manera sostenible.

Lo adoramos con una cerveza fría y lo maldecimos cuando los “camachos” no desaparecen. Tenemos una relación de amor-odio con el verano, sobre todo cuando llegan las temidas olas de calor. Mientras investigamos la manera de hacer la metamorfosis en pingüino, os recomendamos maneras sostenibles de combatir las altas temperaturas. Y no, enchufar el aire acondicionado en modo Siberia no es una de ellas.

1. Ropa fresca y eco-friendly

La composición de tus prendas es fundamental para afrontar el calor. La primera recomendación es que intentes evitar las prendas de fibra sintética o poliéster y optes por telas finas naturales como el algodón, la seda o el lino, que permiten transpirar y no se adhieren a la piel. Evita los colores oscuros e intenta envolverte con ropa ligera y holgada. Y si además de ser frescas, tus prendas son sostenibles, el planeta también te lo agradecerá.

Afortunadamente, la industria textil pone cada vez más énfasis en que la composición y fabricación de las prendas sea respetuosa con el medio ambiente y socialmente responsable. Marcas como Ecoalf o Skunk Funk llevan años en el sector de la moda sostenible. Ecoalf transforma residuos como redes de pesca, botellas de plástico, ruedas, e incluso restos de café, en prendas de diseño. Además también tienen la certificación B Corp™, como nosotrxs.

2. Viajes sin huella de carbono

La revolucionaria Greta Thunberg ha reactivado el debate sobre el impacto del turismo, especialmente, el de los viajes en avión. Aún así, no es necesario que te encierres en casa para tener unas vacaciones sostenibles. Te recomendamos que escojas destinos cercanos y optes por medios de transporte poco contaminantes. ¿Has pensado en hacer una ruta en bicicleta? Si aún así prefieres “cruzar el charco”, puedes recurrir a agencias de turismo sostenible como Agrotravel o Nadiu, en vez de recurrir a cruceros o grandes cadenas hoteleras. De todas maneras, elijas el destino que elijas, tu impacto dependerá de tu actitud y tu respeto hacia el medio ambiente, la cultura y el patrimonio del lugar donde estés. Reducir la huella de carbono al viajar es posible.

3. Equipaje zero waste

Ser sostenible empieza por el equipaje. Tanto si eres mochilero como si prefieres una maleta, necesitarás que sea resistente (y ecológica) como las de LeFrik, fabricadas 100% de botellas de plástico PET o las de OneOak fabricadas principalmente de madera y comprometidas con la reforestación de los bosques. ¿Prefieres ir ligero? En The Playa&Co encontrarás tote bags hechas con velas de barco recicladas, entre muchos otros complementos, todos ellos confeccionados con materiales reciclados.

Vayamos al neceser. Es posible viajar sin dejar un rastro de plásticos. Por eso, puedes optar por cosméticos sólidos como los de Adonia, Nuilea, Lush… ¡Existen miles de opciones para no contaminar!

4. Refrescarse en la ciudad

Si optas por quedarte en tu ciudad, recuerda que siempre hay alternativas sostenibles para combatir las altas temperaturas. ¿Te apetece un chapuzón? Si estás pensando en hacer un upgrade en tu casa, pregunta por las piscinas sostenibles y ecológicas. Estas piscinas se integran totalmente en el entorno y no usan cloro para la depuración del agua, sino plantas, piedra o arena, emulando la filtración natural de los ríos. También puedes optar por las piscinas de agua salada; no contaminan porque no usan cloro y además no irritan la piel ni los ojos, ya que su concentración en sal es hasta 10 veces menor que en el mar.

Y cuando estés en casa, si puedes evitar usar el aire acondicionado durante largos periodos de tiempo, el medio ambiente te lo agradecerá. Además de consumir mucha energía, estos aparatos emiten CO2 a la atmósfera y contribuyen al calentamiento global. Además de los truquillos de ventilación de toda la vida (bajar las persianas en horas intenso calor, crear corrientes de ventilación, enfriar cortinas y sábanas, etc.) también puedes usar ventiladores fabricados con materiales sostenibles como los Faro, que además también son biodegradables.

¿Conoces las jardines verticales? Si eres un amante de la decoración, estos jardines le darán un toque verde a tu casa mientras la proteges de los rayos violeta. Además, son una forma natural de aislamiento, haciendo tu casa más eficiente energéticamente.

5. Lo vintage te dará la respuesta

Y por último, no te olvides de aplicar la sabiduría y los consejos más tradicionales. Además de estar de moda, la filosofía vintage puedes resolverte muchas dudas. Por ejemplo, ¿cómo mantener frescos los alimentos o las bebidas cuando vamos a la playa o la montaña? Prueba a hundir las botellas en el mar o en el río con una piedra para mantenerlas frescas. ¡Acuérdate de recuperarlas cuando te vayas!

Moraleja: siempre que quieras ser sostenible y no sepas cómo hacerlo, piensa en qué te recomendaría tu abuela y, seguramente, acertarás.

Y si quieres ser 100% sostenible todo el año, ¿por qué no producir tu propia energía renovable? Súmate al autoconsumo

¿Qué te ha parecido este artículo?

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
2 votos
Comentarios Nuevo comentario
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre la Protección de Datos

Responsable:CLIDOM ENERGY S.L.
Destinatarios:No serán cedidos a terceros ajenos a los servicios prestados.
Finalidad:Envío de información y/o gestión de los servicios.
Legitimación:Ejecución del contrato y/o consentimiento expreso.
Derechos:Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional:Puede consultar la información addicional detallada sobre Protección de Datos en nuestra web.