Trucos para ahorrar luz en el Día Mundial del Ahorro

 Trucos para ahorrar luz en el Día Mundial del Ahorro

A menudo, cuando pensamos en una casa eficiente nos imaginamos un hogar domotizado, armado con gadgets tecnológicos y diseñado para no derrochar ni un kWh de energía. Todo eso ayuda, claro, pero lo cierto es cualquiera puede convertir su vivienda en un santuario de eficiencia de una forma mucho más simple. Hemos querido aprovechar que hoy es el Día Mundial del Ahorro repasando trucos para ahorrar luz en casa según los electrodomésticos de cada estancia. ¿Qué mejor manera de celebrarlo?

Salón

El salón es la parte de la casa donde solemos pasar la mayor parte del tiempo.

Por ello, también es una de las estancias a la que debemos dedicar especial atención… también en lo que se refiere a ahorro energético.

Lo que normalmente ocurre…

En la mayoría de los hogares la televisión es la reina del salón. Además de sentarnos a verla expresamente, tenerla encendida nos acompaña mientras cocinamos, durante la comida o mientras hacemos las tareas del hogar, aunque sólo sea de fondo.

Por otro lado, tenemos al ordenador, que cada vez más sale de las habitaciones y se acerca al sofá (sobre todo si es portátil, claro, pero también pasa con los sobremesa). Solemos tenerlo encendido y muy a menudo sin actividad, por si lo vamos a usar en algún momento.

Lo que debería ocurrir…

No lo parece, pero según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) hasta el 12% del consumo mensual de energía se va en el uso de la televisión, y hasta el 8% al ordenador.

Lo ideal no es dejar de usarlos, sino tenerlos encendidos sólo cuando realmente los necesitemos. En el caso del ordenador puedes apagar la pantalla si durante unos minutos estarás fuera y durante ratos largos programar los modos de ahorro que tienen los portátiles y ahora algunos televisores.  Eso sí: recuerda apagarlos por completo durante la noche.

Truco de ahorro extra

Para los demás aparatos propios del salón, como por ejemplo altavoces, torres de sonido, videoconsolas, etc, te recomendamos que los conectes todos en una regleta de conexión múltiple con interruptor. Apagando el interruptor, apagarás por completo todos los electrodomésticos, incluidos los famosos leds rojos del standby, ¡que son responsables de hasta 1 de cada 12 facturas eléctricas!

Dormitorio

Para los que nos encanta dormir, éste es un espacio muy importante… pero al que apenas dedicamos atención a nivel de ahorro energético.

Lo que normalmente ocurre…

En los meses de invierno el dormitorio es la parte de la vivienda donde la calefacción cobra más importancia, ya que por la noche es cuando más frío suele hacer. A menudo tiramos de calefacción sin tener en cuenta que hay otros trucos para no pasar frío y, lo que es más importante, que no pasan por subir la temperatura consumiendo más electricidad :)

Lo que debería ocurrir…

Hasta el 30% de la calefacción que necesitamos generar en nuestro hogar es precisamente para suplir las pérdidas que se producen a través de las ventanas. En el dormitorio, como en el resto de tu vivienda, recuerda revisar y mejorar los aislamientos de las ventanas, planteándote poner doble cristal como medida para solucionar estos escapes de calor.

También es importante no pasar calor excesivo en invierno: la temperatura tiene que mantenerse entre los 20º y los 22º. Es una temperatura suficiente, teniendo en cuenta que por cada grado que aumentemos, se incrementa el consumo de energía aproximadamente en un 7%.

Truco de ahorro extra

Un truco para ahorrar en tu vivienda es la instalación de cortinas en las ventanas y de alfombras en algunos puntos clave, como puede ser en el salón o el propio dormitorio. A parte de ser un elemento decorativo, las alfombras aíslan térmicamente el suelo y las cortinas ayudan a atrapar el calor que “intenta huír” por las ventanas. ¡Ahorrar decorando es matar dos pájaros de un tiro!

Cocina

Tanto si te pasas el día en ella como si apenas la pisas, es importante tener en cuenta esta parte de la casa a la ahora de ahorrar en tu factura de la luz. En ella se concentra la mayor cantidad de electrodomésticos por m2 pero al mismo tiempo son de los más fáciles de controlar y optimizar en cuanto a eficiencia energética se refiere.

Lo que normalmente ocurre…

Como es normal, solemos estar más pendientes del plato que cocinamos que del modo en que lo hacemos. Pero hay que tener en cuenta que hay pequeños hábitos que nos pueden ayudar a ahorrar, teniendo en cuenta que el calor es la base de la cocina.

Lo que debería ocurrir…

Cuando cocines, aprovecha el calor residual apagando el fuego cinco minutos antes de retirar el recipiente, o tres minutos si tienes vitrocerámica. La eficacia durante estos últimos minutos es la misma, ¡y el consumo de energía es cero!

Además, siempre que puedas usa el microondas o el gas natural para calentar: el microondas es el sistema más eficiente, mientras que el gas natural es el más económico: en todo caso el horno ¡cuánto menos mejor! Y cuando lo uses, intenta cocinar varias cosas (a la vez o una tras otra) para que el gasto sea más productivo.

Truco de ahorro extra

Parece poco importante, pero si no abres mucho la nevera puedes ahorrar hasta un 20% de su consumo. Un frigorífico puede llegar a suponer el 30% del consumo total de luz en una vivienda, ¡una cantidad importante al cabo del año!

Baño

Puede que no te lo hayas planteado, pero en el baño desperdiciamos mucha energia. Aun así,  aquí también se puede ahorrar mucho más de lo que pensamos.

Lo que normalmente ocurre…

Solemos tomarnos largas duchas con temperaturas demasiado elevadas… ¡y lo bien que nos sientan! Pero el calor generado para calentar el agua luego pasa factura y nunca mejor dicho.

Lo que debería ocurrir…

Hay que tener en cuenta la temperatura. La ideal no tiene que superar en más de tres o cuatro grados la corporal. Además, si queremos ahorrar agua además de electricidad, las bañeras deberíamos dejarlas sólo para ocasiones especiales: suelen gastar hasta cinco veces más agua y energía que una ducha rápida.

Truco de ahorro extra

Para conseguir un ahorro muy importante, si tienes un termo eléctrico puedes valorar la posibilidad de instalar una bomba de calor o un calentador de pellets en su lugar. En pocos años ya la habrás amortizado.

Si no quieres hacer la inversión, puedes sacar partido igualmente al termo si tienes una tarifa con Discriminación Horaria (como nuestra Tarifa DOS Precios), conectándolo en en el periodo Valle, el más económico de los dos (con el último cambio de hora, de 22h a 12h).

Lavadero

Por último, y no por ello menos importante, tenemos el lavadero. Es un espacio simplemente necesario y al que solemos prestar muy poca atención. Sin embargo, los electrodomésticos de esta habitación consumen mucha energía y la ineficiencia energética se paga cara.

Lo que normalmente ocurre…

Como mucho, solemos tener en cuenta el etiquetado de eficiencia cuando compramos la lavadora o el programa de lavado cuando la usamos, pero hay otros pequeños trucos que tenemos que tener presentes cuando lavemos la ropa.

Lo que debería ocurrir…

Pon siempre programas a temperatura moderada, si puede ser fría, ya que el 90% de la energía que consume una lavadora es para calentar el agua. Por otro lado, es recomendable que procures cargarla usando toda su capacidad: reducirás el consumo de energía y alargarás su vida útil.

Truco de ahorro extra

Utiliza la luz del sol y el viento para secar la ropa. Es la forma más sencilla de emplear dos fuentes de energía renovable, la solar y la eólica. Además, la secadora, a parte de degradar el tejido, ¡consume mucha energía!

Cada electrodoméstico en su sitio… y la luz en todos

Puesto que la luz está presente en todas las habitaciones debemos tener especial ciudado en su distribución y uso, encendiendo las imprescindibles y haciendo el cambio hacia el uso de leds y luces de bajo consumo. Representan casi el 9% del consumo total, ¡hay que tenerlo en cuenta!

Truco de ahorro extra

Además, para ahorrar también es muy importante saber comparar y elegir la compañía eléctrica que mejor se adpte a ti, con precios transparentes y claros, que te permita conocer y controlar tu consumo y que te lo ponga fácil para optimizar la potencia contratada en tu hogar. El cambio de compañía es muy sencillo y sólo lleva unos minutos. ¡Todo en la vida es empezar!

Visto lo visto, celebrar el Día Mundial del Ahorro (que debería celebrarse todo el año) es tan fácil como evitar consumos innecesarios. Estos son algunos de los muchos trucos y opciones que tenemos para ahorrar energía, pero hay muchos más. ¿Cuáles son los que ya has puesto en marcha? ¿Cuáles no hemos nombrado y crees que nos podrían ayudar a ahorrar? Esperamos vuestros comentarios. ¡Feliz Día Mundial del Ahorro! :)

Share on Facebook149Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Google+0Pin on Pinterest0

¿Qué te ha parecido este artículo? ¡Vótalo!

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
67
votos

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.