Cómo reducir el consumo de tu aire acondicionado

El aire acondicionado suele ser uno de los aparatos que más energía consumen en verano. ¡Te contamos todos los trucos para que puedas usarlo sin preocuparte por tu factura de la luz!

Price_6b

Llega el verano y con él el calor. Si bien es cierto que nos pasamos todo el invierno anhelando la subida de temperaturas, lo cierto es que cuando hace acto de presencia nos lanzamos de cabeza a por el aire acondicionado. Si no queréis que vuestra factura os dé algún que otro susto no podéis dejar de aplicar nuestros consejos. ¡Disfruta del verano sin que tu bolsillo se resienta!

Usad la cabeza más que para llevar sombrero

No referimos al uso racional del aire acondicionado. ¿Cuántos de vosotros os paseáis por casa en manga corta en invierno y con un jersey en verano? El aire acondicionado está para adaptarse a vosotros, no a la inversa así que evitad ponerlo por inercia y no lo uséis si no es necesario. Si vais a salir de casa apagadlo 30 o 45 minutos antes, con el frío residual será más que suficiente y así vuestro cuerpo empezará a adaptarse a la temperatura exterior y evitaréis resfriados.

No os trasladéis a Siberia

Parece que si apagamos el aire acondicionado o bajamos la temperatura  el calor nos vaya a ahogar en cuestión de segundos ¡Os aseguramos que no será así! Tened en cuenta que cuanto menor sea la temperatura, mayor será su consumo. Lo cierto es que con una temperatura de 24ºC a 26ºC es más que suficiente para estar cómodos en casa. Cada grado menos que rebajéis la temperatura hará que vuestro aire acondicionado consuma un 8% más. ¿No preferís gastaros ese dinero en una cervecita en una terraza? De todos modos debéis saber que nunca debe haber una diferencia mayor a 12ºC con el exterior puesto que directamente es perjudicial para vuestra salud.

La naturaleza es sabia

No siempre ha exisitido ni el aire acondicionado ni los ventiladores ¿qué hacía nuestros antepasados para soportar el calor? Aprovechar las primeras horas y últimas horas del día para las actividades físicas (como cazar o recolectar) y mantenerse a la sombra durante las horas de mayor calor. ¿Por qué no hacer nosotros lo mismo? Aprovechad las horas más frescas para ventilar la casa y si lo que os preocupa es que os entren mosquitos pensad que siempre será más económico poner una mosquitera que pagar la factura de vuestro aire acondicionado. ¡No os olvidéis de los toldos, persianas y cortinas! El uso de estos elementos puede hacer que se reduzca hasta un 30% el consumo de vuestro aire acondicionado.

Cerrando puertas

Igual de importante es abrir las ventanas en el momento oportuno como cerrarlas el resto del tiempo. Y más importante aún es que cierren bien, en caso contrario no sólo dejarán escapar el aire frío sino que además dejarán entrar el calor del exterior haciendo trabajar más de lo necesario al aire acondicionado y por tanto aumentando vuestra factura de la luz. Cerrar las puertas de las habitaciones y pasillos os ayudarán también a reducir vuestro consumo ¿para qué dejar que se escape el aire frío hacia pasillos y habitaciones si no vais a usarlas hasta horas más tarde?

Elige un buen aparato

No sólo deberéis tener en cuenta la clasificación energética del aire acondicionado sino que también debéis tener en cuenta la habitación a la que irá destinado. No por escoger un aparato con más frigorías consumiréis más al igual que no por escoger uno con menos frigorías consumirás menos. En el primer caso porque más frigorías significa mayor consumo y aunque los primeros días moderéis su uso acabaréis poniéndolo más horas de lo necesario, y en el segundo caso porque puede que su consumo sea menor pero deberéis tenerlo más tiempo encendido a mayor potencia y por tanto acabaréis pagando más.

Escoged bien su sitio

Aunque parezca absurdo además de buscar el sitio óptimo para que el aire frío os llegue bien, su comodidad también es importante así que si no le gusta su sitio se vengará aumentando su consumo. Para tenerlo contento alejadlo de las fuentes de calor y comprobad que tendrá una buena circulación del aire. Si además le dais un poco de mimo y revisáis que sus salidas y entradas de aire no estén obstruidas y limpiáis frecuentemente sus filtros os lo agradecerá con un ahorro en la factura de la luz. ¿Vale la pena no?

Y si quieres ahorrar en tu factura de la luz durante todo el año, echa un vistazo a nuestros precios fijos anti-subidas :)

Ver tarifas

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Google+0Pin on Pinterest0

¿Qué te ha parecido este artículo? ¡Vótalo!

1 voto2 votos3 votos4 votos5 votos
Loading...
9
votos

Comentarios

  • Yo tengo una salon de peluquería y lo tengo con baja potencia y todas las luces de bajo consumo y sin usar el aire y pago cada dos meses 250€!!!!!! Y en mi casa solo estoy a primera hora y a ultima solo enchufada la nevera sin aire y pago cada dos meses 160€!! También con baja potencia !!!! Creeo que es una salvajada pagar esto de luz !!!! No se cuanto pagare cuando ponga la calefacción o el aire y ya hago todo lo que dicen para ahorrar !!! No lo entiendo en la factura pone que yo consumo 100 en local y 45 en casa y el resto impuestos,peajes ……… Que es esto!!!!!! Ya he mirado todo y sigo sin entender como es que tengo que pagar tanto cuando mi consumo es tan vajo …. PORFAVOR ALDERECHO DEL CONSUMIDOR ESTO ES UN ROBO LEGAL POR PARTE DE LAS COMPAÑÍAS Y DEL GOBIERNO !!!! Basta ya!!!!!

    • Buenos días Jessica,

      Ante todo deberíamos saber qué potencia contratada tienes, el tramo exacto, que viene especificado en cualquier factura. Puede que aunque la consideres baja, te sobre algo y consigas ahorrar un poco reduciendo por ahí. En este artículo tienes una guía muy completa para averiguar cuál puede ser tu potencia ideal en cada caso:https://www.holaluz.com/blog/que-potencia-debo-contratar . Lo siguiente sería ver el precio que te cobran por kWh consumido, es decir, el precio de energía, que se multiplica por el total de kWh del periodo que te estén facturando. Actualmente existen comparadores que pueden ayudarte a encontrar los más económicos. La tercera cosa a revisar sería si te están facturando adecuadamente, es decir, si tienen la lectura de tu contador correcta. Para saberlo simplemente toma la lectura de tu contador el día que te envíen una factura y vuelve a hacerlo en cuanto te llegue la siguiente. Si a la segunda le restas la primera, tendrás tu consumo de ese mes y podrás comparar si coincide con el que te están facturando. Por otro lado decirte que nosotros, por ejemplo, avisamos siempre de lo que tenemos previsto facturar con una prefactura a la que le cliente puede contestar con la lectura correcta si la nuestra no lo era para que podamos corregir antes de facturar. Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.